Tortitas Integrales

  • Tortitas Americanas

  • Cómo Hacer Tortitas

  • Tortitas con Nata

  • Ingredientes Tortitas

  • Tortitas Dukan


  • "Tortitas Integrales"

    Receta de Tortitas Integrales





    Esta es la receta completa para hacer unas tortitas integrales en casa de una forma sencilla. Un tipo especial de tortitas que quedan estupendas si te animas a prepararlas. Te detallamos el proceso paso a paso.

    Ingredientes:

    - Harina integral de trigo, 155 gramos
    - Leche, 210 ml
    - Un huevo talla L
    - Azúcar, una cucharada
    - Levadura, una cucharada
    - Sal fina


    Preparación:

    El primer paso para hacer estas tortitas integrales es echar en el vaso de la batidora la harina integral de trigo, la leche entera (aunque puedes utilizar semidesnatada o desnatada), el huevo, una cucharada de azúcar y otra de levadura y una pizca de sal. Una vez tenemos todos los ingredientes usaremos la batidora para batirlo todo. Recomendamos usar unas varillas en la batidora, para que se integren los ingredientes lo mejor posible.

    Debemos batir durante unos minutos hasta obtener una masa lo más homogénea posible, que sea consistente y con una textura cremosa, además de que no se formen grumos. Es interesante tamizar antes la harina, para quitarle las impurezas que pudiese tener. Si la masa te está quedando demasiado espesa puedes añadir un poco más de leche, o si es al contrario, agrega un poco más de harina. Intenta darle el punto perfecto para que las tortitas queden esponjosas.

    A continuación vamos a poner a calentar a fuego suave una sartén con un chorrito de aceite de oliva. Cuando el aceite se caliente, vamos a ir echando la masa necesaria para cada tortita y la extendemos por toda la superficie para cubrirla bien, teniendo en cuenta de dejarla del grosor correcto, que debe ser de medio centímetro o así.



    Dora bien las tortitas por sus dos caras antes de sacarlas, y ve repitiendo el proceso hasta que las tengas todas hechas. Al sacarlas ve colocando una encima de las otras, así se mantendrán calientes. Y para servirlas tienes variadas opciones de ingredientes para emplear, desde los más tradicionales, como pueden ser la nata, el chocolate o el sirope, hasta otros como mermelada, trozos de fruta…